Saltar al contenido
De Gimnasio

La importancia de la suplementación para un estilo de vida saludable

Para una vida saludable no hace falta solo tener una dieta equilibrada o realizar constantemente ejercicios. El cuerpo debe recibir una cantidad precisa de nutrientes. Como es muy difícil que todas las personas puedan consumir las vitaminas y minerales de los alimentos, los suplementos alimenticios proporcionan todo lo que necesario para estar completamente sanos.

Encontrarlos y tomarlos no es algo tan complicado. Por eso, en esta guía encontrarás información detallada sobre este tema. Podrás descubrir para qué sirven, su importancia, cuándo tomarlos y mucho más. 

¿Qué son los suplementos y para qué sirven?

Los suplementos alimenticios son productos que deben incorporarse dentro del régimen de alimentación. Se ingieren vía oral y contienen vitaminas, minerales, enzimas, hierbas y aminoácidos que el cuerpo necesita para funcionar cómo debe hacerlo.

Pueden venir en forma de cápsula, suspensión, jarabe, emulsión, tabletas o soluciones. Por otro lado, existe una presentación en polvo que sirve para preparar batidos de proteínas. Estas están recomendadas  por especialistas porque vienen en distintos sabores y son más fáciles para que el cuerpo las digiera.

Por supuesto, los suplementos nutricionales son más consumidos por los que tienen una rutina de ejercicios. No obstante, existen otros casos en los que también es aconsejable su ingesta. Trabajos exigentes, intolerancias a ciertos saludables… Nunca están de más. Con su consumo es menos probable que exista fatiga y cansancio.

Antes de tomar la decisión de tomarlos y comprarlos, lo ideal es acudir ante un especialista. En este tema se hace mucho énfasis porque es normal que algunas personas se automediquen. Aunque realmente todos necesitan los nutrientes, será el médico quien verifique la cantidad que necesitan según su cuadro de salud y ritmo de vida.

Casos en los que deben consumir suplementos

Probablemente pensarás que los suplementos deben tomarlos solo las personas que quieren controlar su peso o que realizan algún tipo de actividad física, pero esto no es así porque al mismo tiempo deben incorporarlos dentro de su rutina alimenticia:

  • Los vegetarianos y los veganos porque no comen ningún producto animal.
  • Las mujeres embarazadas o que buscan estarlo.
  • Personas que tienen una afección que impide que el cuerpo asimile los nutrientes de los alimentos. Por ejemplo, aquellas que tienen alergias a los alimentos, intolerancia a la lactosa o alguna enfermedad gastrointestinal.
  • Las mujeres que están lactando, que tienen períodos menstruales muy fuertes o que incluso han pasado la menopausia.
  • Personas que han pasado por una cirugía gástrica para bajar de peso, como el bypass gástrico.
  • Por último, personas con alguna enfermedad en el páncreas, vesícula biliar o en el hígado.

Beneficios de los suplementos en una dieta saludable

Los beneficios de los suplementos pueden resumirse en 3 palabras: incrementan, suplen o complementan los nutrientes que se adquieren a través de una dieta equilibrada. Esto ocurre porque básicamente no todos pueden consumir las vitaminas y minerales que sus cuerpos necesitan en los alimentos.

En este punto es importante aclarar que estos productos no curan o previenen enfermedades, ni tampoco alivian los síntomas que ocasionan. Por otro lado, no están elaborados para bajar de peso ni con fines afrodisíacos.

Finalmente, no sustituyen ninguna comida, sino que solamente la complementan. Por eso, es importante que se incorporen todos los alimentos que deben consumirse dentro de una dieta completamente saludable.

¿Dónde comprarlos?

Existen 2 maneras de encontrar los suplementos alimenticios: 

  • La primera es en tiendas físicas donde vendan este tipo de productos.
  • De manera online es posible conseguir variedad de opciones a distintos precios. Antes de comprarlos siempre es importante consultarlo antes con un especialista. 

Mitos sobre los suplementos alimenticios

A continuación, una lista con los mitos verdaderos y falsos sobre los suplementos:

Verdaderos

  • Recomiendan mucho tomar vitaminas y minerales. Esto sí es real porque con estos productos será mucho más fácil asimilar los micronutrientes.
  • Siempre existe un déficit de nutrientes. Es cierto porque a pesar de llevar una alimentación saludable, cuesta muchísimo consumir todas las vitaminas que el cuerpo requiere para un buen funcionamiento.

Falsos

  • Sustituyen la alimentación diaria. Esto no es cierto, simplemente complementan la alimentación.
  • Pueden curar enfermedades. Ninguno de estos productos con nutrientes curan enfermedades ni tampoco las previenen.
  • Todos pueden consumirlos. No es del todo cierto. Solamente pueden consumirlos en los casos antes mencionados. Para ello, es importante que primero validen esta información con un especialista para saber si realmente el caso lo necesita.